TimeAware vigila cómo te distraes en el trabajo

El software muestra los sitios y aplicaciones web con las que los usuarios pierden el tiempo frente al ordenador.

TimeAware es un software que registra los sitios y aplicaciones web que visita un usuario durante el día en cualquiera de sus dispositivos y calcula en función del tiempo que pasa en cada uno su nivel de productividad.

Se utilizó la aplicación en un estudio para comprobar si la forma de presentar esta información al usuario incidía o no en una mejora de su productividad. Por un lado, se presentaron los datos de manera positiva, poniendo de relieve la productividad, y por otro de forma negativa, incidiendo en los tiempos muertos.

La versión positiva muestra el porcentaje de tiempo que el usuario es productivo, aportando un listado de los sitios web y aplicaciones más provechosos; mientras la versión negativa hace hincapié en el porcentaje de distracciones, junto con una relación de las herramientas que contribuyen a esa pérdida de tiempo.

Para realizar el estudio se asignó el mismo número de participantes a cada versión. El equipo analizó su comportamiento antes, durante y después de usar la aplicación. Así detectaron que sólo los participantes que utilizaron la versión negativa aumentaron su productividad, mientras el resto se mantuvo igual, algo que no esperaban.

De esta forma confirmaron que las herramientas que simplemente aportan datos del estado actual no ayudan, aspecto en el que precisamente se centra la mayoría de ellas. Por otra parte, al valorar la experiencia con TimeAware, los participantes también reconocieron sentirse más estresados con la versión negativa, lo que igualmente demuestra su mayor efectividad.

Ante estos resultados, los investigadores ya piensan en tratar de reducir el nivel de estrés, acotando las notificaciones a ciertos momentos del día, como después del almuerzo o a la salida del trabajo, o bien que sea el usuario quien configure las alarmas, por ejemplo para que suenen únicamente si la productividad cae por debajo del 70 por ciento.

Con todo esto, a pesar del interés por conseguir una mayor productividad, son conscientes de que nadie puede trabajar al cien por cien todo el tiempo, y que los descansos son necesarios. Pero al menos herramientas como estas pueden servir como punto de partida para corregir malos hábito, aseguran los investigadores.